CONTIGO, POR QUÉ LOS HOMBRES AMAN A LAS CABRONAS Y VICKY CRISTINA BARCELONA

Por Rafael Campos

Este mes les recomiendo algunas obras maestras que ilustran el amor. Vale la pena oír, leer y ver estas recomendaciones que, además de entretenidas e ilustrativas, forman parte de los clásicos de la disfunción sentimental.

Contigo
Yo, mí, me, contigo es el décimo álbum del cantautor español Joaquín Sabina, puesto a la venta en 1996 y del cual se vendieron 200 000 ejemplares. En la grabación participaron los músicos Flaco Jiménez, Isabelo Garrido, Charly García, Pedro Guerra, Carlos Varela, Manu Chao, Los Rodríguez, Alejandra Guzmán y Caco Senante. Vale mucho la pena escuchar la canción “Contigo”.

Por qué los hombres aman a las cabronas
Es una guía sobre relaciones para las mujeres que son “demasiado buenas”. El título y el contenido se refieren a lo que muchas mujeres piensan, pero no dicen.
La cabrona no es la “bruja sobre ruedas”, ni un personaje malvado. La mujer que se describe en este libro es buena, pero fuerte, tiene una fortaleza muy sutil. No deja a un lado su propia vida y no persigue jamás a un hombre. No permite que un hombre piense que tiene dominio del cien por ciento sobre ella y se da su lugar.
La premisa principal de este exitoso libro es que las cabronas que son tan amadas por los hombres emiten una cualidad despreocupada y, sí, tienen ese “sabor”. Por coincidencia, es ese mismo sabor el que los hombres dicen que encuentran tan magnético. ¡Cómo la ven!

Vicky Cristina Barcelona

Película estadounidense escrita y dirigida por Woody Allen, rodada en Nueva York, Cataluña y Asturias.
Dos jóvenes estadounidenses, Vicky y Cristina, van a Barcelona a pasar unas vacaciones de verano con la prima de Vicky, Judy, quien está por casarse. Vicky es sensata y tiene la intención de casarse con Doug; Cristina es emocional y se encuentra en búsqueda de nuevas aventuras. En una exposición de arte, ambas se cruzan con Juan Antonio, un carismático pintor que aún mantiene una relación conflictiva con su anterior esposa. Él las invita a ir a la ciudad de Oviedo. A partir de esto se desatan una serie de sentimientos que desnudan muchos de los anhelos que tenemos y que al final apaciguamos por ser políticamente correctos.

Más de XÑ